Tercer Informe

 El pasado 28 de septiembre, la presidente municipal interina del Ayuntamiento de Colima Ma. Guadalupe Vuelvas Cisneros, rindió el tercero y último informe de actividades de la administración municipal. Y me quiero referir, por un lado, a algunos aspectos del acto protocolario organizado en el Teatro de la Casa de la Cultura que más allá de lo que se informó, conviene destacar algunos aspectos “de forma” del evento.

Que son prácticas comunes en este tipo de ceremonias. En primer lugar, hay que señalar la impuntualidad, aún cuando los invitados fueron citados para las 18:00 horas, el evento inició con media hora de retraso. En el acto se dieron cita toda la clase política del Estado y la plana mayor del partido gobernante. Todo el programa se desarrolló con la formalidad característica, es decir, el mensaje principal de la presidente estuvo precedido de una salutación casi interminable, ensalzando algunos invitados e ignorando otros. Etapa casi tan extensa como las pausas para recibir aplausos o los agradecimientos a los familiares y amigos, pero igualmente prolongada. La brevedad y concreción no fue la virtud del evento. La presidente municipal informó no solo el resultado de un año sino de todo el trienio, atribuyéndose resultados que quizá no le tocó presidir, y que sin embargo tampoco atinó a deslindar. Y es que a pesar, de la ausencia del presidente municipal con licencia, Ignacio Peralta, o tal vez por eso, su nombre sonó pocas veces. En general, el tenor o estilo del evento fue de autoelogio, aprobación y pomposa despedida.

Pero, por otro lado, aunque se dieron a conocer importantes avances, no se reflexionó sobre la verdadera situación de las finanzas públicas del municipio, como el caso de la deuda con Pensiones Civiles del Estado que asciende a casi 40 millones de pesos, la situación insostenible de la Procesadora Municipal de Carne, cuya erogación para el municipio es cuantiosa, la pérdida o menoscabo de numerosos bienes inmuebles como el ubicado en el fraccionamiento Jardines de la Hacienda, el del fraccionamiento Rinconada del Pereyra, o el del fraccionamiento Diamantes. Y en general, el incumplimiento de las metas del Plan Municipal de Desarrollo. Cuando, por ejemplo, la mayor parte de la obra fue producto de inversión federal y estatal con escasa aportación municipal, o fue derivada de la aplicación de recursos del Fondo Nacional de Desastres (FONDEN) ante siniestros como el huracán Jova.

Como se dará usted cuenta, y es costumbre en este tipo de eventos, se privilegia la forma en detrimento del fondo. Se cuida hasta el último detalle para que todo luzca impecable, se pronuncian discursos airados que no entran al análisis de lo que verdaderamente importa, ni implican una reflexión seria de la problemática del municipio. Porque aún hay importantes desafíos que el municipio debe superar, y más allá de magnos eventos o grandes ceremonias que cumplen el protocolo, es necesario enfrentar el problema.

 

2 Comentarios

  • La negativa a votar por cualquier partido político es por la falta de credibilidad en los políticos, en el gobierno y las instituciones encargadas de organizarlas.
    México vive un periodo de crisis social ya que la sociedad esta harta de tantas mentiras. Después de el rechazo puede llegar la lucha, ya se comienzan a manifestar y organizar. Un pueblo así es candidato a generar un revolución pero como siempre se necesita un líder social así que si llega a ganar AMLO esto podría darse.
    El panorama de país es incierto, quede quien quede de presidente habrá cambios la pregunta es que tipo de cambios…

    Fuente:Pako Cárdenas

  • Cuanta razón tienes hermano… esperemos te escuchen… yo empiezo a trabajar en los cambios… en la reconstrucción… pero todos juntos lo lograremos…

    DE JOVENES PARA JOVENES…

¿Tienes algo que decir? Seguir adelante y dejar un comentario!